06 julio 2006

la globofobia y otras fobias al uso

desenfocado...




Bueno, bueno... me acabo de echar una siestecita de media hora y me he levantado con la misma sensación de la primera borrachera, no es resaca, pero creía que tenía la chancla en la boca cuando mis ojos borrosos toparon con imagenes diferentes a las que dejé en la tele, vamos, que estaba viendo Anatomía de Grey (que la tengo grabada para verla cuando quiera...) y me encuentro con una serie de la Sexta que no se ni cómo se llama, y a mi estas cosas me confunden...



Y es que la cosa también es que hoy ha sido un día largo, largo... la idea de apagar las luces, poner una luz tenue, papel continuo en las mesas, pintura de colores y música para que experimentaran sensaciones los niños y niñas, y se expresaran, no ha resultado ser una de mis grandes ideas que pasarán a la historia, como tirarme con una sombrilla de playa de Naranjito desde la terraza de mi casa (unos pocos metros), cuando solo tenía 8 años.
He repetido como treinta veces que hay que pintar en el papel, no en tu camiseta, no en la cara del compañero de al lado (o de la mesa de al lado) y sobre todo, no abrazar al educador (al menda este que escribe somnoliento o al que estaba esta mañana con los ojos como órbitas). Aún así han salido cosas curiosas.
Tampoco jugar con globos ha sido una idea estupenda, no era mía, por supuesto, los que me conoceis de hace más largo tiempo, sabreis que habré soltado en alguna charla (borracho, claro), que de pequeño tenía una especie de "globofobia"... si es que me dan miedo las cosas que se inchan, ¿he dicho "me dan"?, no, no... me daban, me daban....


Pero lo mejor, lo absolutamente increible, ha sido en la evaluación, esto es para contarlo, porque la idiotez del ser humano puede llevar a caminos inexcrutables, porque hay veces en la que los niños tienen más cabeza que los mayores (y que conste que no he dicho algo que no pensara mucha gente...)
Ayer un niño no quería ducharse. El niño es gordito y se ríen mucho de él. Tiene muchos complejos con su cuerpo y con miles de cosas más, además de que apunta a un posible trastorno obsesivo compulsivo... pero eso es otra historia. Total, yo hablé con él ayer tranquilamente, le dije que si no quería ducharse con los demás, que vale, que no pasaba nada, pero que el cuerpo evoluciona y que vamos experimentando muchas sensaciones, que un día puedes tener uno y otro día otro, le dije también que yo cuando tenía su edad también me pasaba igual que a él, y que ahora era grande y había cambiado. El niño me dice, ¡¡mira que majo!!, "pues ahora tú eres muy guapo", yo me río como un niño tontorrón con muchas cosquillas y lo utilizo para decirle "pues entonces como tú". Entonces le digo, mañana te duchas primero con el bañador, y luego ya vamos probando, yo no te voy a obligar a nada...
Hoy se tenía que duchar, ha venido esta mañana, me ha dicho que lo va a hacer, que se ha traido el bañador. La cosa es que yo no me he duchado con ellos porque tenía que hacer cosas, y se ha duchado con mi fabuloso compañero. En la reunión de "incidencias", este sujeto se ha quejado de este niño, diciendo que se quería duchar con el bañador, y nos ha contado lo que le ha dicho al niño: "A ver JuanPe, luego dices que todos los niños te dicen que eres maricón por una cosa o por otra, y siempre te la ganas por ahí, ahora no te quieres duchar con ellos, y te montas la tontería de ducharte con el bañador, y ¿sabes lo que te digo?, que ahora no van a ser solo ellos los que te van a llamar maricón, sino yo también, porque es que eres maricón con todas estas tonterías...". Las palabras han salido de su boca y yo me he quedado muerto al instante.
He tenido muchas personas que han hecho este tipo de comentarios delante mía y las he querido matar, pero nunca comentarios tan libres y tan asquerosos dirigidos a un niño.
¿Cómo coño le dices eso a un niño pequeño?, le he dicho yo indignado y fúrico, "es mi forma de hablar, yo digo las cosas así y así son" me dice él de una forma arrogante, "¡no doy crédito, me parece increible la forma que tienes de educar!, ¡es impresionante!, ¡es una verguenza!, le digo yo delante de las bocas cerradas de todos los demás. "¿por qué le das tanta importancia a esas cosas?, ¿por qué siempre estás intentando hablar con los niños de las cosas que ellos ni entienden?, me dice él, "¡ porque son niños!, ¡coño! le digo yo. Me interrumpe la coordinadora, que olvidemos el tema, y yo le digo que eso no se le puede decir a un niño, intentar hacerles creer que no te quieras duchar, que seas llorica o lo que sea, que seas blando, identificarlo con "maricón", como una serie de roles absurdos y estúpidos asociados a una sexualidad, además de la forma insultiva... bueno, es que no tenía palabras directamente, me retorcía en la silla con los puños apretados ante su puta indiferencia. Lo mataba, lo mataba...quería acabar con su chulería, con su indiferencia a temas que no le interesaran a él, matar esa pasividad, esos roles que han marcado a tantos niños durante tantos años y que este sujeto cavernícola los mantenía.
Luego se ha puesto a hablar sobre que la identidad sexual en un niño no es importante y que nosotros incidimos sobre cosas de ellos que no son importantes, que nos tenemos que dedicar a otras cosas.... si, claro, quizás a educarlo a él primero.




Bueno, bueno... ahora tengo la sesera echando humo, voy en plan locomotora, entre este calor y estas tonterías, tengo miedo de que este hombre siga aquí con nosotros, entre que ya hemos tenido problemas con él por su falta de trabajo en equipo y otras cosas, por hacer lo que le da la gana, tengo que quedarme con la idea de que, cuando yo me vaya en agosto, este seguirá, pero lo peor no será eso, seguirá el silencio de los demás, dejándo mis palabras en tonterías sin importancia, en que a los niños hay que darles mano dura, que la fragilidad es para maricones, que uno no puede ser diferente, que tiene que ser macho como los demás...
Con lo bonito que es ser diferente, con lo bonito que es saber que todos y todas somos diferentes...

4 comentarios:

el_aviador dijo...

Me encanta lo de la globofobia, es genial, miedo a los globos, que super freak!!!! Lo de la sombrilla de naranjito tampoco está mal, la verdad.

En cuanto a lo del tío ese, pues yo te diría que lo mates, y si no, que le pegues, y si no que le escupas, que tío más imbécil, en fin, la pena es que esté ahí con nenes, y no en la perrera, que es donde debería estar, que mal, que mal. Bueno, tú no te rindas, eh? que los niños, el niño gordito ese, te necesita ahí, vales?

donialoca dijo...

Soporto muchas cosas, pero hay tres que me dan escalofríos de pena cada vez que las veo:
-un niño sufriendo
-un anciano ignorado
-un animal atropellado

Me ha dado mucha rabia la historia del majarón ese que tienes por compañero.Menudo cipote.Me imagino que le toca uno así a mis niños...

Un beso marquitos. Imponte, que más vale maña que fuerza.

FRAN dijo...

De ilipollas y maharones está el mundo lleno...y te ha tocado uno de los que se merecen una medalla a la imbecilidad y estupidez...cómo puede decirle tal cosa a un niño y pensar que le hace un favor o que le está enseñando!!!! ¿Y si le pegamos entre todos? A mí me han entrao ganas de pegarle, lo juro. Me ha puesto agresivo. Y lo peor es que la gente se quede parada...a la coordinadora le pegaba yo también UNA YOYA que ni el yoyas para que espabile, coño hombre YAAA!

Un paragÜas de naranjito...(no será saltaste con globos por si fallaba el paragÜas y de ahí la fobia, no?.
Me gusta Naranjito, a mi madre hace ya unos años le dije que quería pedirle una herencia en vida: unos vasos de whisky con el naranjito pegado...los tengo guardaditos esperando a independizarme definitivamente a una mía casa: seguramente para las goteras de la caja de cartón me serviran, jeje.

La mujer sonriente dijo...

(Sé que escribo con cierto retraso) Trata de pensar que le has puesto voz a algunas personas que no se han atravido a manifestarse. Claro que eso no las justifica, pero lo tú has hecho es en sí un paso, un cambio. No digo que un cambio visible, pero tus actos han afectado de una manera u otra a los demás, eso te lo aseguro.
Siento que tengas que pasar por cosas así, por personas tan intransigentes, pero bueno, qué mínimo que manifestarte.
Eres muy valiente, como bien dicen arriba, el niño ese te "necesita". Me ha gustado mucho tu reacción.
Bechitos M =**