13 noviembre 2008

ja vím, ty viš, my víme...

lo sé, lo sabes, lo sabemos... Estar en silencio mucho tiempo deja que las cosas se piensen mejor, que tengamos otra visión sobre la vida, quizás con mayor profundidad o quizás más personal, sin estar mezclada con lo que los demás quieren oír o tan sumamente profunda y densa como han sido algunos de mis post, de los últimos… de casi todos, vale, de todos. Aunque esto último no lo puedo evitar, me parece a mí.
No sé por dónde empezar, la verdad, ha sido mucho tiempo y han ocurrido muchas cosas, todo muy rápido, porque para mí estos meses han pasado muy rápido. La semana pasada me di cuenta de esto, empecé el lunes con las pilas semicargadas de un fin de semana movido, y entre una cosa y la otra, los cursos del lunes, el curso de cine y música españolas del martes, los devaneos del miércoles, el grupo de iniciales del jueves y los cachondos del viernes por la mañana que no quieren hacer nada, y encima los insulsos y apáticos del viernes por la tarde, se me pasa otra vez la semana. Unas cervezas en Saigón, un bar en Vynorahady con los amigos de Daniel, los regalos atrasados de mi cumpleaños que me dejan como poco raro: unos pinceles, unos lienzos, pinturas, carboncillos, líquidos varios para mezclar y un bloc enorme de dibujo en una gran bolsa blanca, que me permiten un “gracias” totalmente sincero y me obliga a un “si, si… claro que volveré a pintar”. Medio borracho y totalmente exhausto en Jampadampa, un lugar al que no volvía desde aquella primera vez en Praga con Oscar, Alex, Oihana, Valle…, ahora lleno de chicas guapas aún siendo el mismo antro. Un sábado rápido, no dormir demasiado, una clase en Expolingua de español para principiantes con Manuel delante de un auditorium lleno de checos que no tienen ni idea, dónde las alumnas me preguntaban cómo podía ser yo su profesor en Cervantes, comer fuera, llegar a casa que no es mi casa (porque aún no tengo casa), salir corriendo para el cine a ver la última de James Bond con la hermana de Daniel y su extraño ligue con su extraña forma de mirar y mascar chicle. Llegar a casa, tumbarme, comer, fumar… dormir. Domingo para descansar, o para ir a Ikea a mirar no sé qué perchero que cabe en no sé qué sitio de la pequeña habitación de Daniel, comer, un café con Edit para hablar de lo que nos echábamos de menos en todo este tiempo, volver, cenar, todo arreglado, morir dormido con la espalda reventada y dolorida, y levantarme de Lunes, para estar aquí, delante del ordenador del Cervantes pensando en la clase de por la tarde, con las pilas otra vez semicargadas.
Estar en silencio. Pues si, aunque también tenía ganas de hablar, de contar, no quiero estar tampoco en silencio. Cuándo recibo el día de mi cumpleaños un mensaje de Fran hablando sobre esto, me quedé un poco preocupado, luego lo achaqué todo al curro, a que me quita mucho tiempo, a que han sido demasiadas cosas en mi vida, a que he sentido estrés mezclado con otras tantas cosas que no quiero explicar ahora, y que la blog se me hacía un mundo, meterme en ella e intentar descifrarlas todas para escribir algo con coherencia.

un viaje a Morabia y Autria
el concierto de James Blunt

hay muchas cosas aun por decir.... y este teclado no tiene enie, ni acentos ni muchas cosas mas... a ver si me pongo y saco algo mas... porque releyendo lo que he escrito antes, no tiene mucho sentido, ni cuento muchas cosas que digamos, pero es que estoy de un vago para escribir insoportable, entre eso y que tengo el ordenador roto, mi independencia es cada vez mas baja...
sigo por aqui, enseniando a hablar y perdiendo palabras por el camino...

9 comentarios:

Alejandro Mateos dijo...

Mi gran Marcos, qué alegría leerte de nuevo, aun ya sabiendo que todo te iba muy bien por allí, el que no actualizaces tu blog dejaba un poco inquieto. Pues eso, que ya se empiza a hablar aquí de la navidad, y la verdad es que me gustaría que lleguase ya coñi, aunque sea un vómito de juguetes, hipócritas telemaratones y colectiva felicidad caduca, al menos es una excusa para que vuelvas por estas tierras que tanto te echan de menos.

Por cierto, los que aqui hemos quedado sentimos muchísimo (ayer lo hablamos) el lapsus que hemos tenido. Nos acordamos mucho de ti, pero por lo visto no tanto del día que naciste. Somos unos perris!!!

FRAN dijo...

Hola Markitos. En un sms puerco no cabe nada, pero parece que al final hemos conseguido saber algo de tí. Yo con saber que "estabas" me conformaba.

He entendido tú silencio (sin conocer detalles ni falta que hacen), aunque algo preocupado por si te encontrabas bien. Además, leí en el facebook una pregunta que decía si estabas todavía en Praga.....y yo entendí al primer vistazo si estabas aún enfermo (dislexia aplicada a la palabra still).

Mezclalo todo, añade la fecha de tú cumpleaños y me alegro muchísimo que digas algo. Abrir tu blog casi cada día para utilizarlo de enlace a otros blog y ver que no actulizabas permitía darme cuenta de que echo de menos conversaciones fugaces antes de que te suene el teléfono.

Un abrazo

cuentonuevo dijo...

Bienvenido, no sé si tú o yo... Supongo que yo pues soy el que entro en tu territorio. Gracias por seguir contando cosas.
Niñocactus
(te dejé un cuento en mi blog)

el_aviador dijo...

Hola Marcos, que bien que vuelvas a escribir algo, lo que te de la gana.
Me he enterado por esta gente que estás bien, que vienes en navidad, que vives donde vives, etc, etc, yo, para variar sin escribir ni nada, que chungo que soy.
Perdona por lo de tu cumple, muchas felicidades atrasadas y todo eso.
Se te ve muy bien, sigues delgadito y con tu abrigo de siempre, el perro despeluchado ese.
Ya ves que la Navidad está aquí, nos vemos muy prontito, tengo ganas de darte un abrazo de esos grandes tuyos y de charlar, que en vernao, por varias cosas, no pudimos. Mientras tanto, como no se si tienes la dirección, te dejo mi blog de videos y cosas, que actualizo casi todos los días, y así te vas enterando de algo, vale?

Un beso muy grande, y dale otro a Daniel. Suerte Marquitos!

el_aviador dijo...

La dirección:

www.iaminlovewithyourbrother.blogspot.com

me se había olvidao, jopetas!!

Beatriz dijo...

Por fin, has vuelto!!!!!

Te digo como los demás. Abrir todos los dias la blog y no ver nada nuevo.... pero bueno, me alegro muchísimo de saber de ti.

Te quiero corazón

Beatriz dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Anónimo dijo...

NO pierdas nunca esa sonrisa q te caracteriza,te hace unico como muchas otras cosas,no nos olvides.te quiero,te queremos se feliz,muchos besos arki

Anónimo dijo...

ME ENCANTAS POR CALIDO.