08 abril 2007

la pelota que arrojé, cuando jugaba en el parque, aún no ha tocado el suelo

el señor de la barba y Alex




¿Puede haber un niño más guapo?... y no, no me refiero al señor de la barba, que es el menda, con este instinto paternal tan sumamente desarrollado. Es el rubito, el que se ríe porque si, porque el "señor de la barba" le hace todas las tonterías que se le ocurren, porque se le ocurren muchas, porque es así, y con él se toma todas las licencias que quiere, porque cuando quieres a alguien de verdad te tomas todas las licencias que quieres, muchas que no te tomas con los adultos a los que quieres mucho igualmente, sobre todo para que no te tomen como si fueras imbecil (que ya más o menos me gano alguna que otra).
Pues ahí estás tú Alex, con tu año y un mes, con tus primeros pasos agarrados, con tus primeras palabras "mamá, mammmmmá..." y "padrino marcos, te quiero mucho, eres lo mejor de mi mundo..." (en mi imaginación enfermiza, que da para mucho), con tu pelo rubio y tus ojos de colores indefinidos oscuros, medio guiri, medio español..., con esta madre tan guapa y tan maravillosa que tienes.




Primero no escribía nada porque no me pasaba nada. La verdad es que en Granada, la ciudad dónde he vivido las experiencias más importantes de mi vida, se quedaba últimamente corta a la hora de proporcionarme vivencias, entre ellas, un poco más de felicidad, porque yo soy de esos que si no viven, se vuelven infelices, se desinchan... no me puedo conformar con una vida normal, no me puedo conformar con que la vida sea trabajar, comer y dormir, quiero más, quiero vivir cosas, aunque no sean todos los días, pero si sentir que el espacio y el tiempo giran en torno a mi vida, que no soy uno más, porque no creo, de primeras, que nadie lo sea ....





Así que me bajo a ver a mis padres, cambio de escenario, uno al que le dí más de una opotunidad, pero bueno... el hecho de cambiar de escenario, algo nuevo me tenía que dar, porque esta silla, esta habitación, este ordenador y otras tantas cosas... ya me cansan, ya me aburren, y no me siento implicado en otras tantas (primero porque no estoy trabajando y eso me convierte en un ser social abstracto). Y salimos una noche, una de las 6 que me quedé, pero una noche de las buenas, de las que hacen su poquito de historia, sobre todo tener la oportunidad de estar con "el Dani" (como dice Eva la del centro de la foto), y esos 13 años que llevaba sin salir un Jueves santo. Unas copitas desde las 7 de la tarde y unas tantas cervezas, roscas, charlas sobre la vida y otros milagros, risas y más alcohol, de un sitio a otro y llegando hasta casi las 8 de la mañana, volviendo a mi antigua casa (la casa de mis padres) mientras el sol se ponía alegremente, recordando ese camino por el que tantas veces pasé a esa hora, con ese nivel de alcohol en sangre, y sin pensar en el futuro ni en el presente y recordando las pequeñas cosas del pasado inmediato.




Una semana en el nuevo escenario... algo tenía que ocurrir, ¿lo forzaré yo?, ¿llegará porque si?... ¿o es cuestión de actitud?... seguro que es eso, la actitud es de las cosas más poderosas que hay. El caso es que ahora no tengo muchas ganas de contarlas, y no por dejar expectación, ni mucho menos, ni porque ya no me guste desnudarme al uso, porque lo sigo haciendo aunque me arrepienta muchas veces de ello, sino porque hay muchas cosas que no se pueden explicar, y lo que no se puede explicar, es mejor dejarlo en ese nivel de abstracción...., y las cosas que vienen del pasado para meterte en situación, a veces es mejor dejarlas ahí también. Aunque vengan con otros vestidos, otras formas... siguen teniendo las mismas intenciones.

9 comentarios:

Miada dijo...

A veces es necesario cambiar el escenario del día para día para despertarnos de nuevo a la vida, cargar bien nuestras pilas y volver a la misma rutina, con más fuerzas para mejorarla. Me alegro de que hayas disfrutado con los tuyos...

Un beso.

Esquitin dijo...

Aunque uno cambie de escenario, la función, sigue siendo la misma: hay que cambiar el argumento, los personajes, y tú, de eso entiendes. ¿Te has planteado alguna vez hacer el Camino de Santiago?. Un beso.

Esquitin dijo...

Aunque uno cambie de escenario, la función, sigue siendo la misma: hay que cambiar el argumento, los personajes, y tú, de eso entiendes. ¿Te has planteado alguna vez hacer el Camino de Santiago?. Un beso.

M dijo...

Pues me lo planteé hace poco Esquitín, con un amigo, un viaje que nunca hicimos... pero no salió. No estoy currando ahora y es más dificil todo... hay que dejar tiempo y demás cosas por medio.
Y bueno, el escenario cambia y no cambia la función, pero entretiene la cabeza y muchas veces ayuda a olvidar un poquito que llevamos muchos pases y todavia no nos hemos aprendido el texto de la obra...
Besos para las dos!

oscark dijo...

Que guapo!!!!! Alex, soy tu tito de pega! Ese senior del que tanto habras escuchado pero que poquitas veces ha jugado contigo.
Soy un tio horrible!!! Mis sobrinas estan creciendo a velocidades luz, Lucia y Maria, a Alberto todavia no lo conozco y Alex ya mismo me lo dice el solo....

Te entiendo M, entiendo lo que es para ti volver a casa de tus padres, volver al agujero negro de emociones y sensaciones raras que es la ciudad donde naciste.

Espero que me lleves en Junio a ese lugar o a cualquier otro, para salir de la rutina....

Ndt

LaPereza dijo...

Pues yo la Semana Santa la he pasado aquí porque vino gente de allí y por cuatro días mi escenario cambió y Granada se parecía a lo que yo había soñado; también he tenido largas conversaciones y alcohol y risas, muchas risas. Y cuando se fueron la eterna duda ¿debería volver allí?.
Besos

carlos martinez dijo...

Mi semana santa esta ha sido creo recordar la menos santa, y en cierta medida la mejor. De las otras ya tengo la colección completa. No soporto una de romanos mas. Ni los 300 esos que se parecen.

silvia dijo...

hi arki estaba dispuesta a contarte como ha ido mi semana como ya veo han hecho las personas q te quieren y a las q tu adoras.pero las fuerzas me lo impiden,no quiero ponerme dramática ni q pienses q estoy triste por ti,sólo me gustaria poder cambiar tu vida,darte todo lo q necesitas,publicar este pedacito de ti en el periódico más conocido mundialmente para q todo el mundo pudiese ver quién eres como lo descubro yo en cada linea en cada letra,en cada pensamiento q escribes.Ojala pueda hacer algo fantastico y sorprendente por ti y para ti.Lo intentare te quiero un montón por favor no te entristezcas ni por el pasado ni presente tengo fe en q un futuro maravilloso te queda aún por vivir.

B dijo...

Ese niño es muy muy guapo, disfrutaros todo lo que podáis.
Un beso